martes, 19 de junio de 2012

Todas las habitaciones

que fui,
todo el sudor
que perdí mientras amaba,
todo el daño
que me transforma,
toda la pena
que me asusta,
todos los niños
que soy,
que he sido y los que no fui,
todo el deseo
que se escapó
mientras corría por una ciudad deshabitada
e irreversible,
todas las puertas
que se quedaron abiertas,
y todas las heridas 
que no se pudieron cerrar,
todo este tiempo
que pasó en un segundo,
y un carcelero
que me encontró dormido,
acurrucado en un rincón
de mi salón
cuando de mis labios
se escapaba
un silencio.

@juanjogines 

8 comentarios:

  1. Ya te lo dije entonces y lo repito cuando lo releo es un magnífico poema, de soledades, silencios y alguna añoranza.

    Me alegro que lo hayas rescatado, aunque yo releo tus poemas muy a menudo, me gusta tu poesía, siempre me ha gustado.

    Un beso Juanjo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas Gracias. Rescate es una palabra muy fea en los tiempos que corren, o mejor dicho , es una palabra a la que han revestido de un significado negativo. En cualquier caso este es un poema nuevo ya que como sabes cada vez que releo algo mio lo cambio, lo corrijo o le añado algo. El resultado es siempre algo nuevo y distinto. Yo nunca termino los poemas, lo normal es que los deje (cuando no abandone) inacabados.
      Un beso Ana

      Eliminar
  2. Brillante, cadencioso e intimo. Poesía en estado puro.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Gracias Trujillo por el adjetivo íntimo. La verdad es que me resume bastante. Yo huyo del ruido como de los halagos y prefiero la soledad y un rato de silencio. Lo demás me abruma y me despista.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  4. Hay muchas palabras feas en los tiempos que corren, pero yo no voy a dejar de usarlas por que para mi significan otra cosa, adoro a mi Prima por ejemplo y en ocasiones me gusta el riesgo, no siempre jeje. Pero perdón, me doy cuenta de los cambios, se que siempre cambias cosas, pero el poema sigue siendo estupendo con los cambios y sin ellos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La prima de riesgo es una puta venida de provincias que nos amarga la vida y de la que desconocíamos su existencia. Para rescates los del séptimo de caballería, siempre quise ser el corneta, los cambios abren evoluciones o involuciones en nosotros mismos. Lo estupendo es un instante de lo horrible. Los tiempos no corren se corren en nuestra cara y nos obigan a decir que está lloviendo, las palabras feas son esas con las que nos toca bailar a diario, y como dice un amigo mío,: conozco el principio de Arquímedes y el final de Sócrates. "Europa" es una palabra griega y "crisis" también. Un beso ana

      Eliminar