domingo, 6 de febrero de 2011

Asegurado



Ahí tienes las manos
como recuerdo
de las caricias
que se prolongan.


Y esa mirada
que abarca una vida.

Juan J. Ginés

5 comentarios:

  1. Sencillamente precioso, siempre quedan los recuerdos.

    Un beso, de verdad es precioso

    ResponderEliminar
  2. Yo interpreto que ese envase que nos contiene, el cuerpo, sobrevive a los recuerdos, pero claro, el lector hace su propio poema. En cualquier caso es hermoso y sugerente.

    Más besos.

    ResponderEliminar
  3. Muchas gracias Anuska. Las personas estamos construidas de recuerdos.

    ResponderEliminar
  4. Gracias Paloma. Me interesa que te parezca sugerente.

    Un beso

    ResponderEliminar
  5. Me sigue pareciendo un poema precioso, tan breve y tan bello, manos, caricias, recuerdos, miradas y vida

    ResponderEliminar